Dinero sucio: amenaza al 2012 - 12 de Diciembre de 2010 - Reforma - México DF - Noticias - VLEX 232236131

Dinero sucio: amenaza al 2012

Autor:Jésica Zermeño Núñez
 
EXTRACTO GRATUITO

Actualmente, el uso de dinero procedente del crimen organizado para financiar campañas políticas no es un delito electoral, por lo que la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales (Fepade) promueve una reforma para tipificar ésta y otras prácticas que pueden abrirle al crimen organizado la puerta para influir en la elección de funcionarios públicos.

José Luis Vargas Valdez, titular de la Fepade, advierte que si no se realiza a la brevedad una reforma penal-electoral que remedie este error, las elecciones federales de 2012 podrían convertirse en las menos creíbles y las más conflictivas de la historia de México.

El funcionario explica que hoy la Fepade no puede investigar el financiamiento ilegal en las campañas, ya sea con dinero de procedencia lícita o ilícita. Tampoco se pueden perseguir desde esta Fiscalía los presuntos vínculos de candidatos o partidos con bandas del crimen organizado. El problema es tan grave, dice, que estas conductas ni siquiera están tipificadas como delitos en el Código Penal Federal.

"Desafortunadamente a la fecha no tenemos facultades para poder perseguir ese tipo de anomalías y amenazas que están sufriendo las campañas electorales (el financiamiento de campañas con dinero ilícito). Eso actualmente lo hace la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada. Pero creo que desde la Fepade lo que tenemos que hacer son acciones preventivas que busquen a toda costa evitar que los candidatos que se presuma que tienen algún vínculo con la delincuencia organizada lleguen a obtener una constancia de mayoría y por lo tanto lleguen a ser gobernantes", dice el fiscal.

En un país cuyo gobierno libra una guerra contra el crimen organizado, donde ya fue ejecutado un candidato a gobernador durante la campaña pasada (Rodolfo Torre Cantú, candidato priista al gobierno de Tamaulipas) y donde la PGR busca el desafuero de un legislador (Julio César Godoy Toscano) por presuntos nexos con el narcotráfico, en el catálogo de delitos electorales vigente en el Código Penal federal, sin cambios sustanciales desde 1994, no está tipificado ningún delito relacionado con el financiamiento de campañas con recursos de procedencia ilícita. La Fepade no tiene dientes.

Vargas Valdez, quien es titular de la dependencia desde septiembre pasado, reconoce que esto es un problema mayor para el país. A su parecer, si no se lleva a cabo una reforma en la materia, la Fiscalía seguirá siendo el eslabón más débil de la trilogía encargada de hacer creíbles los procesos electorales en México. Esta trilogía se compone, además de la Fepade, por el Instituto Federal Electoral y el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación. Por eso ya presentó un plan.

"Se están proponiendo desde esta Fiscalía dos tipos penales nuevos en este tema. Uno el que tiene que ver con intromisión de financiamiento de origen ilícito, el que tiene que ver con el crimen organizado, algo muy similar al lavado de dinero. Es decir, recursos que se llegan a comprobar que no son reportados dentro del financiamiento legal de los partidos políticos, pero que además tienen un origen ilícito que se puede presumir que el crimen organizado está utilizando para influir en el proceso electoral.

"El segundo tiene que ver con sancionar a candidatos o miembros de la delincuencia organizada que quieran influir en la elección de...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA