Escocia: En tierra vikinga - 28 de Noviembre de 2015 - Reforma - México DF - Noticias - VLEX 588346694

Escocia: En tierra vikinga

Autor:Mario Abner Colina
 
EXTRACTO GRATUITO

ENVIADO

MAINLAND, Islas Orcadas.- Con una primera vista a las extensas llanuras verdes y al mar embravecido que golpea sin cesar los acantilados, resulta muy sencillo figurarse a los vikingos desembarcando en estas costas, blandiendo espadas y hachas contra sus enemigos, bebiendo alcohol sin parar y riendo a carcajadas durante festines en enormes salones de piedra.

Llegamos a las Islas Orcadas, un antiquísimo archipiélago de 70 islas al norte de Escocia. Con más imaginación, esto parece una suerte de Asgard -uno de los nueve reinos de la mitología nórdica- en la Tierra.

Habitado desde hace 8 mil 500 años y considerado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO por sus misteriosas rocas neolíticas, uno de los yacimientos arqueológicos mejor conservados de Europa.

Las islas pertenecen a Escocia desde 1472, cuando Jacobo III ocupaba el trono. Pero aquí, lo nórdico vence a lo celta desde tiempo atrás.

Harald Harfagre, conocido como Harald, el de los Cabellos Hermosos, fiero conquistador y primer rey de Noruega, sometió estas tierras en el año 875.

El canon literario aquí es la Saga Orkneyinga, narración anónima del siglo 13 sobre el dominio escandinavo de Las Orcadas, plagada de mitos, leyendas y gestas épicas de héroes, como Sigurd el Poderoso o Magnus el Santo.

Por eso, las tiendas de souvenirs venden llaveros con efigies de duques vikingos y el whisky que se bebe lleva el nombre de guerreros escandinavos. La bandera de Las Orcadas tiene una cruz nórdica, como la de Noruega.

Dedicadas a la agricultura y a la minería, Las Orcadas son islas paradisiacas y completamente bucólicas, pero también inhóspitas y aisladas. Quizá, de ahí que exijan un espíritu aventurero, como de vikingo, para llegar hasta aquí.

Apenas 20 mil personas viven en el archipiélago y la mayoría reside en Mainland. Buena parte de las islas está completamente deshabitada.

¿Y LOS ÁRBOLES?

Tras un turbulento vuelo desde Edimburgo, una pared de lluvia nos recibe en Mainland.

El paisaje orcadiano que se cuela por la ventana del vehículo está compuesto de pastos interminables en el que retozan vacas y ovejas.

Cuesta trabajo comprender que aquí falta algo: árboles. A pesar de que la tierra es fértil, la intensidad del viento impide su crecimiento.

Kirkwall, a donde nos dirigimos, es el principal asentamiento en Mainland.

En la actualidad, su nombre es famoso por ser sede de una de las destilerías de whisky más antiguas que hay en el mundo: Highland Park. Además de ésta, en Las Orcadas...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA