Juan E. Pardinas / AMLO y la corrupción - 22 de Mayo de 2016 - Reforma - México DF - Noticias - VLEX 640210913

Juan E. Pardinas / AMLO y la corrupción

Autor:Juan E. Pardinas
 
ÍNDICE
EXTRACTO GRATUITO

En los varios lustros que Andrés Manuel López Obrador lleva en campaña por la Presidencia de la República, recuerdo pocas propuestas específicas que definan la plataforma del líder de izquierda. Vender el avión presidencial o criticar el frijol con gorgojo son dos frases que ameritarían un premio de lemas publicitarios, pero difícilmente pueden pasar como proyectos de política pública. Su discurso es deficitario en ideas y sobreabundante en polarizaciones morales. Instalado en el púlpito de la autosuficiencia ética, AMLO reparte indulgencias o juicios flamígeros. Cualquier crítica al fundador de Morena te asocia de forma irredimible con la mafia en el poder, pero quien esté dispuesto a darle su apoyo expiará de su biografía sus pecados y pasados. Con la lealtad obsecuente viene el perdón y la amnesia. Como botón de muestra ahí tenemos sentado en el Senado a Manuel Bartlett. Para los jóvenes lectores millennials, que tengan la buena suerte de no saber quién es ese señor, les sugiero guglear su nombre junto a los apellidos Ovando, Gil y Buendía.

"Todo el que está en el PRI, pero se arrepiente de todo lo que hizo mal y decide pasarse a Morena, puede ser perdonado. Al momento que se sale del PRI se limpió". Esta frase de AMLO, en un mitin en febrero en Villahermosa

Tabasco, pinta de forma muy elocuente la teoría del Peje sobre la impunidad. Si todos mis adversarios son malos y todos mis seguidores son buenos, el Sistema Nacional Anticorrupción es una infraestructura institucional que sale sobrando. Basta revisar las credenciales de afiliación política de un individuo para otorgar un diploma de integridad o una sentencia flamígera.

En esta visión del mundo, la única forma posible de combatir la corrupción en México es el triunfo de Morena y la instalación de su líder en Palacio Nacional. Cambiar los incentivos a la impunidad implícitos en nuestras leyes y pensar en la arquitectura de las nuevas instituciones es un ocioso despropósito. Para combatir la corrupción sólo hay un camino. Él es el camino.

Uno de los principales umbrales de acceso de la corrupción al sistema político es el financiamiento de las campañas...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA