MIRADOR - 8 de Enero de 2019 - Reforma - México DF - Noticias - VLEX 754158341

MIRADOR

Autor:Armando Fuentes Aguirre
 
EXTRACTO GRATUITO

Cuando murió el padre Noé la tonta del pueblo se puso en la cabeza un moño negro hecho con una vieja corbata que perteneció a su padre, y en adelante se negó a ir con los hombres que solían llevarla a las afueras.

Otra cosa hizo la Mida. Así la llamaban porque a todo lo que le decían contestaba: "¡Mida!". Quería decir: "¡Mira!". Dejó de cantar las canciones de risa que cantaba si le daban un peso. Cinco le ofrecían, y ella decía nomás: "¡Mida!", pero no cantaba.

Y es que el padre Noé la trataba muy bien. Jamás la llamó Mida, sino Juana, que tal era su nombre. Le decía Juanita, y le llevaba dulces y estampas de vírgenes y santos. Aunque sabía bien que estaba loca le daba una hostia en...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA