NOCHE Y DÍA / Presuntos inocentes - 5 de Marzo de 2011 - Reforma - México DF - Noticias - VLEX 256947782

NOCHE Y DÍA / Presuntos inocentes

Autor:Sergio González Rodríguez
 
EXTRACTO GRATUITO

Bajo un esquema ensayístico, que retrata el origen del problema, sus consecuencias y un atisbo a lo que viene, el documental Inside Job, de Charles Ferguson, obtuvo días atrás el Óscar como mejor documental de la Academia de Hollywood. A primera vista parece un triunfo de la sobriedad por encima del patetismo.

El efecto de los documentales ante el gran público tiende a depender de cierto enfoque emotivo, incluso desolador o tremendista.

Como producto cultural, el documental se desplaza también, a semejanza de la fantasía fílmica, sobre la vía de identificación del espectador con el tema o problema registrado.

En el caso de Inside Job, el público asiste a la puesta en escena de la gran crisis financiera mundial de 2008.

Los protagonistas del mayor golpe a la economía hasta ahora conocido aceptan hablar, hasta donde ellos desean, si bien hubo muchos que se negaron a hacerlo, acerca de su papel en dicha crisis y lo que piensan sobre el problema.

El marco narrativo de Charles Ferguson es sentarlos en el banquillo de los acusados para que expresen sus verdades y el público pueda juzgar sobre la magnitud y responsabilidad de sus actos.

Y lo que se plantea como una posibilidad de denuncia, o toma de consciencia del público sobre la clase de sociedad en la que vive (la consideración al respecto implica un alcance global), termina por emitir un mensaje de fatalidad insalvable que está lejos de ser el efecto deseado por el realizador: en otras palabras, el documental revela hasta la exaltación involuntaria los límites de un sistema económico-político ante su incapacidad de mejorarse.

Narrada por la voz de Matt Damon, monocorde y lineal, la cinta Inside Job muestra conforme avanza la inutilidad de someter a un interrogatorio a un conjunto de sujetos que desafían cualquier marco ético y político de la sociedad que los originó: están convencidos que obraron lo correcto bajo la idea del crecimiento incesante de la economía y la plataforma del capitalismo, su lógica de la ganancia incesante.

Están dispuestos a discutir todo menos sus fundamentos, que se han vuelto una...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA