Algo más que un Trámite - 16 de Octubre de 2000 - Reforma - México DF - Noticias - VLEX 81069653

Algo más que un Trámite

Autor:América Juárez
 
EXTRACTO GRATUITO

Muchas organizaciones no lucrativas se enfrentan al problema de encontrar profesionales dispuestos a colaborar en sus equipos de trabajo, mientras que en las instituciones de educación superior los jóvenes que cursan los últimos semestres desconocen que existen lugares donde su asesoría y conocimientos pueden ser de vital importancia.

El Despacho de Asesoría Gratuita para Instituciones Filantrópicas (DAGIF) del Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) es una iniciativa de alumnos y profesores interesados en vincular sus capacidades profesionales con organismos del llamado Tercer Sector.

Fundado a iniciativa de Federico García Sámano, profesor emérito del ITAM, el despacho otorga asesoría, desde hace cuatro años, en las áreas administrativa, jurídica, contable y computacional.

Los alumnos que participan en el DAGIF pueden cubrir sus horas de servicio social elaborando un proyecto específico para las instituciones que lo solicitan o con su trabajo cotidiano, en el que atienden problemáticas y dudas diversas.

"El procedimiento es: se contacta a una institución, ya sea por medio del despacho o a través de un tercero; se fija una cita para que nos cuenten qué problemas tienen, y después los maestros nos ayudan a identificar dónde está la falla y entonces buscamos la solución", explica Alejandro García, coordinador de alumnos.

Cada caso es llevado por un alumno de la materia correspondiente al área en que se solicitó el apoyo, y dependiendo de la complejidad del asunto, se asigna a dos o más alumnos. Si rebasadas las horas de servicio social reglamentarias (480) el problema aún no ha sido resuelto, entonces se le turna a un nuevo equipo de trabajo, pero la continuidad no se pierde y ningún expediente se cierra hasta no tener un reporte completo.

El número de alumnos que participan en el DAGIF varía de acuerdo con la demanda de las instituciones, pero en cada semestre hay entre 10 y 15 jóvenes.

"Para admitir a un alumno tomamos en cuenta sus antecedentes académicos y es necesario que lleve algunos semestres avanzados para que su asesoría se aproveche. Al inicio de su formación académica, es lógico que no tenga los suficientes conocimientos. Por eso siempre hay un profesor trabajando con ellos el diagnóstico, aunque los dejamos que hagan una primera evaluación", apunta el profesor García Sámano.

En todos los proyectos asesorados por el DAGIF, apuntan los miembros, está de por medio el prestigio del ITAM, por ello todas las instituciones que...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA